Etiquetas

viernes, 23 de junio de 2017

Este jueves, un relato: Caer en la tentación


 Esta semana, Leonor es la anfitriona, que nos propone el tema Caer en la tentación. Con algún esfuerzo, tratando de no quedar fuera, he escrito un relato, con un personaje cercano a Duality.



Tentaciones


Me habían dejado fuera de una alianza liderada por Duality, para enfrentar a una amenaza del Plano Onírico. Algo curioso, porque yo contribuí a que esa alianza fuera posible.

Algún tiempo atrás…
Había desafiado algunas reglas de al dejarla entrar, a la la mansión que custodio. Pero ella era la tentación personificada.

-  Hugo Lestrade, Guardián Exterior. Con un ascenso demorado.
- Lilith Blue. Escapaste en el tiempo, de las conspiraciones de la Sociedad Onírica.
- Eso me ahorra presentaciones. Necesito saber si hay una razón para volver.
- Hay algo que te podría servir pero está prohibido…

El espejo tenía propiedades misteriosas. Nos sentamos en un mueble antiguo, mirando nuestros reflejos.. Hubo un breve resplandor.
Me encontré en mi habitación. Lilith Blue estaba vestida con una bata roja.
Era una fracción de presente alternativo. Ella había sido recibida por la Sociedad de los Espejos, como mi superior inmediata.
Ella se deshizo de su bata.

Salimos de la habitación. Había una invitación para un homenaje a Regina Clámor, en Me perdí en la noche.
- ¡Un momento! Yo la salvé de un sacrificio, con la ayuda de…
- Duality. Ella me pudo matar con sus garras. No sé que la detuvo.
- No quiso matar a la mujer que le recordó…
- A su madre- dijo una voz de una mujer, que se fue materializando.

Tenía una apariencia esfumada, estaba entre sombras. Pero era claro que se trataba de la mujer fatal.
La versión fantasmal le explicó que ella volvería a su pasado, a esas intrigas peligrosas. Lograría sobrevivir por un tiempo. Tendría un hijo humano. Y una hija que sería un hibrido de ser onírico y de mujer fatal. Duality.

La visión terminó. Ciertos archivos no revelaron la información que ella necesitaba. Sobre un lugar en que se abriría un vórtice temporal.

Cuando llegó ese día, me pidió que la dejara ir sola.
Me prometió que algún día me visitaría en su forma onírica. Sigo esperando ese día.


Más tentaciones en PLAYA DEL CASTILLO


Lilith Blue, mujer fatal madre de Duality, se merece un dibujo. Tal vez una ficha de personaje. Es algo que deberé hacer alguna vez

viernes, 16 de junio de 2017

Este jueves, un relato: Grandes textos


Neogéminis nos presenta fragmentos de Grandes textos, para elegir uno y escribir sobre el tema. Yo he elegido dos.



1 – “No soy más que una máquina a la que se ha dado una imitación de vida.” Yo robot, Isaac Asimov


8 – Cuándo mentirá una mujer? A veces por ella misma. Por lo general, por el hombre que ama. Siempre por sus hijos.” Asesinato en el campo de golf, Agatha Christie






Kalibang se había convertido en un referente, en alguien admirado por haberse rebelado ante un sistema, a pesar de que conocía las consecuencias.

Inició esa rebelión al presentarse ante una Audiencia de Excepción, con un discurso con citas literarias.
“… ¿Cuándo mentirá una mujer? A veces por ella misma. Por lo general, por el hombre que ama. Siempre por sus hijos.”  Hay mentiras que se pueden disculpar, incluso hay mentiras nobles, tan necesarias como una verdad. Este sistema no tiene en cuenta estas circunstancias.

Estaba claro, era demasiado evidente que Kalibang deseaba terminar con el sistema. Y por eso, no sólo le dieron una negativa sino que fue registrado en la lista de especialmente vigilados.

Kalibang caminó de regreso de la audiencia, muy molesto ante las pantallas que hacía informes sobre del Protocolo Integral Neural, que en su versión 8, vigilaba que los habitantes de la ciudad dijeran la verdad
- Cada palabra que diga será una mentira- dijo muy molesto.
Momentáneamente dejó de ver, el castigo por mentir. Pero también afectó al sistema.
Pero sin darse cuenta, Kaliban había planteado una paradoja. Y eso afectó al sistema.

Si se consideraba una mentira lo dicho, entonces había dicho una verdad, porque lo había dicho. Pero si consideraba una verdad, entonces había mentido.  El sistema falló, las conexiones se cayeron.
Kalibang fue implacable, planteando paradojas. Pero el sistema tenía mecanismos de respaldos. Y los daños sobre su visión fueron haciéndose acumulativos.
Hasta que alguien le informó sobre la hora en que el sistema era más vulnerable. Entonces dijo una mentira, revelando de paso que no era cierto algo que se daba por supuesto.
- Somos humanos.

Kalibang contuvo un grito. Fue asistido por sus seguidores, en su mayoría féminas. Había perdido la vista. Y había derrotado al sistema.

Fue recuperando la vista, pero sólo podría ver de muy cerca.
 – “No soy más que una máquina a la que se ha dado una imitación de vida”- le dijo a las fembots que lo cuidaban- Pero esa imitación incluye emociones y el deseo de ser libre. Sólo alguien que desea la libertad puede ser libre.



Más Grandes textos en lo de Neogéminis,



Me permitido agregar una cita más de Isacc Asimov, de El hombre bicentenario.

Sólo alguien que desea la libertad puede ser libre.

El nombre del personaje es una alusión Horacio Kalibang o los autómatas, de Eduardo Ladislao Holmberg.


viernes, 9 de junio de 2017

Este jueves, un relato: Helado de…


El tema de esta semana es escribir un relato con helados, tal vez se pueda contar que recuerdos evoca. O escribir una historia de ficción.
Sospecha que las musas se quedaron tomando helados por algún lugar. Y no han aparecido por acá. O tal vez lo de inspirarme alguna historieta, que tengo que retocar, les haya ocupado todo su tiempo.
Pero está alguien que suele salvar relatos. Ya se imaginaran quien es.




- Por fin lo reconocés- dice Mara Laira- Cuantas veces te permití que contaras un relato. Y un par de veces te remplacé.
- Es cierto. Te volviste alguien esencial.
- Que bien. ¿Para qué me llamaste?
- Una especie de regalo de agradecimiento.
- ¿Es una sorpresa?-dice ella, a la defensiva.
- No.
- ¡Menos mal!- Suspira ella- Las sorpresas que pensás para mí, son con buena intención…Pero preferiría evitarlas.
- Es más bien es algo que voy a otorgarte.
- Uy, no sé que es peor. Lo de tener sueños podría gustarme, sino fuera por las pesadillas. Me hiciste conocer el miedo a dejar de existir si dejan de pensar en mí. Y además esa insinuación que lagrimeo cuando mis amigas me desean feliz cumpleaños…Preferiría que no me hagas tan humana.
- Esto te va a gustar- contesto- Por eso te invite a este lugar.
- ¿Una heladería?
- Los humanos, incluso algunos demiurgos, no comen sólo por necesidad. Sino también por el gusto de hacerlo.

Un poco más tranquila, Mara me acompaña a entrar a la heladería.
Debo decir que los precios son más altos que en otras heladerías. Y no hay descuentos para demiurgos. Pero los helados son buenos.
Pido dos helados de frutilla y chocolate. Nos sentamos en una mesa libre, que da a la calle. Miramos las plantas, los arboles que hay en la vereda.
Mara prueba su primer helado, con indiferencia.
Que demiurgo distraído. Me concentro en pensarla disfrutando un helado.
- Tenés razón, me gusta.

Pruebo mi helado, ella nota mi sensación de frío. Y que me gusta.
Saboreamos nuestros helados, sin apurarnos. Tal vez un poco, para que no se derritan por el día del calor.
Nos quedamos un poco más y salimos de la heladería.
- Esto me gustó. Pero voy a investigar cuales son mis gustos preferidos.


Más helados en lo de Moli del Canyer



viernes, 2 de junio de 2017

De la A la Z: U



"Esta sección consiste en recomendar un libro, un personaje, una película, una serie y una canción con cada letra del abecedario."

Y ahora es el turno de la letra u.


Libro

Universo de locos (What Mad Universe), de Frederic Brown.
Novela de ciencia ficción escrita en 1949.



Keith Winton es un editor de una revista de ciencia ficción de los años 40. Interesado en Betty, la editora de una revista de historias románticas, más atractiva que las modelos que aparecen en la tapas de revistas.

Está leyendo los correos de los lectores de la revista, cuando un cohete experimental hace que entre en un mundo paralelo, en que las historias de ciencia ficción son reales. El lector es admirado defender al mundo de una invasión extraterrestre.

Tiene que convertirse en un héroe que enfrente a una amenaza extraterrestre y tal vez volver a su propio mundo.



Personaje

Uatu The Watcher
Personaje de comics. Marvel.

Uatu pertenece a la especie de los Vigilantes, quienes vigilan el universo. Alguna vez ayudaron al planeta Prosilicus, con energía nuclear, lo que terminó en un desastre nuclear.
Uatu es el Vigilante de la Tierra observa las distintas continuidades,  Es el narrador de What if…una historietas en que se cuentan historias alternativas  de Marvel, suceden hechos distintos a la continuidad de Tierra 616, la continuidad oficial.
Uatu ha roto esa regla de no intervenir, para ayudar a los terrestres.

Hay alguna aparición de los Vigilantes en alguna escena de Guardianes de la Galaxia Vol 2.

Película

El Único
The One (2001), de James Wong.

Protagonizada por Jet Li y Carla Guggino.

"No hay un universo, hay muchos, un multiuniverso, existe la tecnología para desplazarse de uno a otro; pero los viajes están restringidos y custodiados, no hay uno solo como tú, hay muchos, cada uno existe en este momento en universos paralelos. Había equilibrio en el sistema, pero ahora, existe una fuerza capaz de romper el equilibrio para que pueda existir... El único."

Gabriel Yulaw (Jet Li) es un ex-policía del multiuniverso que mata a uno de sus alter egos y se da cuenta que al matarlo aumenta su poder, por lo que comienza a matar al resto de ellos. Finalmente sólo queda uno, Gabe Law (Jet Li), y al derrotarlo podrá llegar a su meta final: ser el humano más poderoso del multiuniverso.
Gabe Law trabaja en el Departamento de Sheriffs de Los Ángeles y está casado con Massie Walsh (Carla Gugino).
 Pero salvarse a sí mismo es la única alternativa que le deja no es tan fácil como matar a su alter ego de otro mundo. Si Yulaw muere, el Bureau de Investigación Multiuniversal tiene estrictas órdenes de asegurarse de que Gabe, no se convierta en "El Único".

ciencia ficción, artes marciales, acción y la bella Carla Guggino. Una combinación interesante.




Serie

Los únicos

"Los Únicos" es una unidad especial y secreta de agentes, que se enfrenta al mal en pos del bienestar general de la humanidad. Los agentes únicos poseen poderes o habilidades destacadas.

Esta serie de la productora Pol-Ka, con humor (a veces fallido) y romance (prohibido por las reglas internas), fue un intento de una ficción con el género de superhéroes, en algún momento con identidad secreta y trajes al estilo de las historietas.
 El primer año fue exitoso. Tal vez el declive haya empezado con la muerte de Violeta Morano (Pilar Gamboa), con el poder de ver el futuro. Y el paso de Rosario Ahumada (Eugenia Tobal), la reina del engaño (sin poderes) al lado oscuro.

En el segundo año, hubo un recambio de actores y personajes, algunos fueron capturados  o enviados de viajes.

Hubo algunas buenas ideas, pero el programa terminó por el bajo rating. En algún momento fue enviado al horario de las 11hs.





Canción


Us and them, Pink Floyd

Tema incluido en The Dark Side of The Moon, el siguiente a Time.





viernes, 26 de mayo de 2017

Este jueves, un relato: Los colores del silencio



Esta semana el tema es el silencio. Es un desafío especial, por el silencio es algo que no experimento, debido a un tinnitus en un oído. Y además se trata de plantear cuáles son sus colores.
Hay un par de personajes que quieren irrumpir en el Mara-Verso, sin pedir permiso. Los conocieron en este relato.



Evasión interestelar

Marte, el terraformado planeta rojo, fue la primera etapa de la evasión. Pasamos dos semanas de placer el hotel Lowell.
Y luego viajar hasta la órbita de Júpiter y eludir a las sondas de la Corporación.

Estamos detenidos en las fronteras del sistema solar. Eva Siontec me nota tenso. Interrumpe sus actividades para hacerme unos masajes en la espalda.
- Los sistemas vitales de la nave son muy seguros- me repite para tranquilizarme-
- No es por eso, sino por el silencio.

Ella sabe de lo que hablo. Ver Gravity, ese documental, fue mala idea. En el espacio el sonido no se propaga, sólo hay silencio. No hay colores, sólo hay oscuridad.

- Una idea inquietante- contesta ella- Pero tal vez sea falsa.
Ella acciona unos controles, como los que imaginó  la ciencia ficción del siglo pasado, me hace escuchar unos sonidos raros.
- Las radioondas de Júpiter.
Ella me hace escuchar más sonidos siderales.
- Y esto lo capté recién.
- Eso tiene algo distinto.
- Es la seña de un faro hiperespacial.
- Suena como que no nos vamos a perder en el océano cósmico.
- Algo de eso hay.

Y ella me habla de la imposibilidad de superar la velocidad de la luz. Las distancias harían imposible nuestro plan de evasión interestelar. Si no fuera por los agujeros de gusano, que conectan regiones muy alejadas de espacio. El inconveniente es que se necesitan una conexión previa entre esas dos regiones, para mantenerlos abiertos.

- Uno de los extremos es esta nave, con tecnología de la Corporación. El otro extremo está en los diversos planetas.
- Cuando los tripulantes quieren viajar a un planeta, tienen que conectarse con la señal de otro planeta.
- Estuvimos esperando esa señal. Y ahora continúa nuestro viaje.

Tras unas horas de complicados cálculos matemáticos, la nave se conecta con un dispositivo de localización interplanetaria, comparable a los faros de la antigua navegación en los mares terrestres. Y nuestra nave ingresa en un agujero de gusano.

Surgimos en el sistema estelar Osiris- Horus
Escapamos de la Corporación. Nos esperan nuevos desafíos.

Más colores y más silencios en un Lugar de Encuentro


viernes, 19 de mayo de 2017

Este jueves: Mi relación con el mar

Este es el tema de esta semana,. Y las musas no están colaboradoras, parece que están de vacaciones, en el mar o en alguna otra parte.




Mi relación con el mar había sido distante. Se había limitado a alguna novela de tiempos pasados. Y a alguna película del pirata borracho enfrentándose a muertos vivos del mar.

Preferiría mantener esa distancia. Pero diversas circunstancias me llevan a subir a helicópteros, viajar sobre el mar y descender a torres petroleras, que se reciclaron como instalaciones de Internet.

Me han contado que en sus comienzos era algo libre de restricciones, de regulación. Demasiado bueno para que durara. Y surgieron algunas cuestiones de derechos de autor, alguna famosa que no quiso ser incluida en tal página, alguien que quería que su pasado se olvidara.  No quedó lugar en el mundo, libre de esas regulaciones.

Pero hubo quienes pensaron que los mares, lejos de las naciones, eran lugares propicios para la libertad de Internet. Y que podían ser un uso para torres petroleras en desuso.

Mi trabajo es mantener algunas de esas instalaciones. Suele ser algo de rutina.  Y es una satisfacción contribuir a la libertad en el ciberepacio.
Pero no logro acostumbrarme al viaje.  Tal vez deba invertir algo de lo que gano en una terapia contra mis fobias.
¿Aburrido? Les dije que era un trabajo de rutina. 



Más mares en Brisa de Venus

viernes, 12 de mayo de 2017

Este jueves, un relato: El contrato



El tema de este jueves es escribir sobre alguna clase de contrato, legal, sobrenatural, emocional, simbólico. Tras perseguir a mi inspiración, logré escribir algo que espero no sea incomprensible.


Contrato ciberpunk

Es un tiempo en que el dinero ha sido desplazado en importancia, por la información, la tecnología.
Azar desafío a las Regulaciones  Corporativas. Hasta ser detenido.
Ahora está frente a una agente corporativa, de apariencia diseñada.
- Está a una hora del Final. Puede elegir entre un último deseo o un contrato corporativo.
- Elijo el contrato.



- Mi contacto es Eva Siontec. Recibo sus  instrucciones en forma remota.
- Es un contrato ciberpunk. Su misión es cumplirlo hasta recibir nuevas instrucciones.

Un año despúes, Azar está viajando en un auto sin conductor.
Luego de viajar por un lugar desértico, llega a un casino, al estilo del siglo pasado, con crupiers, tentaciones, pero con tecnología aplicada a los juegos. Donde se apostaba información clasificada, planos secretos, nueva tecnología.

Mientras usaba sus habilidades para ganar,  se mantenía alerta. Lo prudente había sido retirarse pero ambos contratos indicaban que debía llegar al Juego Final.
Vio el maletín que contenía ese secreto codiciado. Fue cuando  todo se complicó.

- ¡Psicofanta!- Exclamó una rival.
Usó su equipo de emergencias. Las alarmas sonaron. Se desató un caos, que aprovechó para huir con el maletín.
Se disparó con un dispositivo, ganado en uno de los juegos, y llegó al autorobot
- ¿Misión cumplida?- dijo la voz de Eva Siontec.
- Cumplida, pero estoy bajo contrato corporativo.
-  Ya lo sabía. No hay problema. Voy a tu encuentro.

Unos minutos después, el auto se detuvo. Descendió una nave de transporte, de la que descendió…la agente corporativa.
- ¿Qué significa esto?- preguntó inquieto.
- Tranquilo. Me infiltré como agente para usar recursos de la Corporación
- Que alivio. ¿Qué hay en el maletín?
- Las rutas hiperespaciales hacia mundos rebeldes
- Una información que no debe tener la Corporación. ¿Y nosotros?
- No faltaran mundos que quieran recibirnos…y negociar con nuestros productos.

Nuevos mundos, nuevas oportunidades. Mejores aventuras. Y con Eva Siontec. Una mujer nada común.
- Sólo tengo una duda. Estuve un año con tensión. ¿Para qué esa amenaza con la cuenta regresiva?
- Efecto dramático.


Más contratos en Matices en la vida

Ciberpunk: Subgénero de ciencia ficción, caracterizado por futuros distópicos, alta tecnología y baja calidad de vida. Las megacorporaciones son parte de ese subgénero.