Etiquetas

miércoles, 16 de julio de 2014

Este jueves, un relato: Túneles


                                         El túnel de las pesadillas



Estaba planeando que hacer con mis días libres. Tal vez visitar a mi amiga banshee, tener alguna aventura con Duality o incluso irme de vacaciones a Averoigne. Pero por una orden de último momento, estaba investigando el túnel bajo un puente. Parecía ser un lugar como otros…y efectivamente lo era.
Las órdenes eran precisas, tenía que volver a la mansión de observación, hasta recibir nuevas instrucciones. Dudosos privilegios de ser un Guardián Exterior.

La perspectiva era una sección interminable de lectura de libros de mitos, de topología, para encontrar una posible respuesta.

Lectura que fue interrumpida por un visitante.  Supuse que estaba interesado en participar en anual narración de historias, en la oscuridad. Pero no, era alguien interesado en los misterios.
Accidentalmente, había llegado a un mundo paralelo, donde se lo conocía como El Viajero Interdimensional. En sucesivos, viajes había empezado a controlar esa capacidad de abrir agujeros de gusano, para viajar voluntariamente.
Duality le había hablado de la mansión, de mi misión de vigilar toda señal de amenaza de los seres de los espejos.
Inmediatamente, desplegamos mapas, planos y empecé a hacer cálculos con sus datos y los míos.

Luego de comparar información, llegamos  a la conclusión de que los fenómenos eran producidos por el Túnel de las pesadillas. Se trataba de puntos que materializaban los temores de quienes estuvieran presentes. El punto de origen parecía el mundo paralelo, que El Viajero había visitado. Por eso, me había equivocado, había omitido al tiempo, la cuarta dimensión del espacio. Y que era un fenómeno que atravesaba mundos paralelos.

Calculamos dos puntos posibles.
Me tocó ir sólo a una de las propiedades cierta sociedad, de la que soy un Guardián Exterior. Una casa comprada a bajo precio, un efectos de ciertos rumores sobre sucesos extraños.
Esperé en uno de los pasillos de la casa. A medianoche, se conectó con el Túnel. Se perfiló la silueta un casual socio del fenómeno. Intentó un ataque mental.
 Yo estaba preparado, luego de leer cierto libro, muy útil para ataques psíquicos. Y el Túnel se había cerrado. Por el momento.
¿Cómo pasó? Mi mayor temor no tiene que ver con lo extraño, lo oculto.
Sino con una existencia rutinaria, sin misterios. Estuve  a punto de provocar una paradoja. Pero funcionó.
Podría volver a suceder. Pero mientras tanto, podría disponer de mi tiempo libre.


sábado, 12 de julio de 2014

Este jueves, un relato: Reinas de grito El cierre




Había terminado la filmación de las escenas extras de El ataque de los donguis, en la versión para DVD. Regina Clámor se tomó una ducha tibia para relajarse y para quitarse la falsa sangre de la película, de su esbelto cuerpo.
Y entonces escuchó la música de violín. Y una sombra invadió la ducha, blandiendo un cuchillo.

Regina despertó abruptamente.
-Es la última vez que veo Psicosis antes de dormir- se dijo a si misma y se puso a escuchar la radio, tratando de dormir nuevamente.


-Sé lo que se siente-dijo Mara Laira- Es la presión de la fama, están todos hablando de vos. Y es como una presión...



 -¿Y hay una forma de…?
- Así lo creo-dijo Duality, la mujer felina, entrando por la ventana-


-No podemos dejar que esto continúe-continuó Mara-
-Tu fama reciente amenaza con opacarnos-dijo una mujer vestida como una versión cinematográfica de una griega de la época clásica-



Expresión interrogativa de Regina.
´-Me llamo Atalanta.
-No puede ser. No pueden hacerme esto…-dijo Regina, en el tono suplicante que había usado en más de una película.
Y gritó de una forma en que habría sido coronada emperatriz del grito, si alguien la hubiera escuchado.
Grito con el cual despertó, una vez más.
-Es la última vez que escucho este programa antes de dormir.

En la radio, Mara Laira hablaba de las actividades de ese peculiar grupo, conocido como jueveros. Anunciaba el cierre del tema de las reinas de grito.

Cierre de relatos jueveros

Agradezco la participación de quienes aportaron sus relatos, de los que comentaron.
Seguramente notaron que incluí la acuarela de Regina Clámor y de Mara Laira. Además, acuarelas de Duality, la mujer felina y de Atalanta, la enamorada del Viajero Interdimensional.

Acepto sus críticas y sugerencias. 
karin Rosenkranz aporta unos versos que podrían servir de epilogo.



LOS GRITOS ENTRAN POR LA VENTANA.

                Con el verano
                la cantante de ópera
                abre las ventanas.

                Los acordes del piano
                y los ejercicios vocales
                del edificio de al lado.

                 La niña rubia
                vuelve a gritar
                cierro la ventana

                En la heladería
                los gritos de las niñas
                me levanto y me voy.

Y anuncio que le paso el turno a Charo.

viernes, 11 de julio de 2014

Este jueves, un relato: Reinas de grito- una película reseñada por Mara Laira



Hola, soy Mara Laira. Sé que me conocen. Voy reseñarles una película clase B, y no tengo humor para contar las palabras que necesito.

El ataque de los donguis.


La película empieza con una escena nocturna, una plaza en oscuridad, no muy recomendable. Un hombre malhumorado y una mujer llamada Virginia. Hay una escena sensual. Pero aparecen unos monstruos, cuya animación costó gran parte del presupuesto, unos seres transparentes. La mujer se desmaya, luego de pegar un grito.
El hombre la carga en brazos…y la arroja entre los monstruos. Quedándose para verla siendo devorada.
Luego se presenta en un monologo, como el ingeniero Wilcock.
Cuenta su trabajo en las construcciones de hoteles, que nunca se muestran,  por eso del presupuesto. Balzac, otro ingeniero, le habla de información que se difunde en ciertos círculos. Se ha descubierto una nueva clase de animal, un ser transparente  que devora todo lo que se encuentra.
A Wilcock le resultan queribles. Especialmente, luego de deshacerse de Virginia, de quien quería despedirse definitivamente. Comienza a usarlos para deshacerse de las mujeres a quien seduce. Mujeres que son testigos de sus acciones delictivas.
Hay una investigadora que tiene visiones, interpretada por Neve Colombini, quien también interpreta a esas víctimas.
Pero antes de que se terminara la filmación, hubo que remplazarla. Ha habido rumores extraños, leyendas urbanas sobre un misterioso incidente en un hotel. En la actualidad no se ha vuelto a saber de Neve Colombini.
El guión improvisado muestra a un hombre siguiendo a una mujer en un día de lluvia, hacia un café. La mujer grita algo incomprensible, mientras sufre una transformación, que la convierte en una típica reina del grito.
(En incidente similar, fue encontrada Regina Clámor, la remplazante)
Ha heredado la maldición de ver lo extraño. Compensada por la belleza que ha adquirido.
Maldición que no la salva de caer en las garras de Wilcock y sus monstruos. Está la escena en que trata de huir, se tropieza. Es llevada a una habitación, donde su vestido se desgarra. (Descuidos de escenografía, no había presupuesto para repetir tomas).
Ella lucha con un celular, para llamar, cuya señal se corta. Pero logra huir. Perseguida  por los donguis, trepa por un andamio. El ingeniero también, para arrojarla a los donguis. Pero el andamio tiembla, por culpa de él, por haberlo saboteado, por diversión y es quien cae entre los monstruos. Y es devorado.
Ella espera que llegue el día, para poder bajar. Obviamente, la película termina con uno de sus gritos.

Obviamente la película es clase B. Tiene problemas de continuidad, con cambios abruptos de guión, de elenco. Y de continuidad, hay escenas que empiezan con una Neve y terminan con Regina.
Los Donguis, el cuento que se adaptó muy libremente, tiene un final abierto, que no gustó a los productores. El villano tiene el apellido de su autor, en recuerdo al esfuerzo que llevó escribir un final.
¿La recomiendo? Sí. Así pueden pagarle a una locutora por usar, sin permiso, audios de su programa de radio. La locutora soy yo.

sábado, 5 de julio de 2014

Este jueves Un relato: Reinas de grito

Reina del grito es la traducción de Scream. Se refiere a las actrices que actúan en películas de terror, en el papel de víctima o protagonista que es víctima potencial.

Probablemente haya un estereotipo en la clase de personajes que interpretan. Siempre son sumamente atractivas, generalmente son rubias, aunque hay excepciones. Y suelen ser muy ineptas para huir, tropezándose en el momento más inoportuno, perdiendo la ropa en su huida.

Regina Clámor, personaje de mi autoría, es una actriz, modelo, que interpreta esos papeles. Pero por razones desconocidas, suele serlo fuera de los sets de filmación. Siempre está a punto de ser víctima de algo humano o sobrenatural.


Una de las más famosas fue Janet Leight, actriz de Psicosis, donde interpreta a la víctima de la famosa escena en la ducha.
Jamie Lee Curtis Y su hija, también fue reina del grito, actuando en Halloween y secuelas.


Claro que algunas veces,  las reinas del grito enfrentan al monstruo o humano desquiciado, y lo terminan venciendo. A esa clases de personajes se las llama Final girl.

El comic tiene una Scream queen un tanto distinta. Es una villana, de una Tierra paralela, cuyo poder es un grito ultrasónico muy potente. Es la contraparte de Black Canary, con habilidades y poderes similares.


Los videojuegos tienen un personaje similar. En Mortal Kombat, hay una reina épica llamada Sindel, cuyo grito es letal.

Idea de último momento: Podrían incluir una historia de banshes, una variedad de hadas, cuya aparición es un mal presagio, un presagio de muerte. Y tienen un canto, un lamento terrorífico. Aunque no hay maldad, no hacen daño.

Y este es el planteo. Pueden tomar algunas de las variantes, con lo que la imaginación les sugiera.
 Pueden celebrar el género de terror, comic, lo que elijan. También pueden parodiarlo, criticarlo. Y pueden utilizar si quieren personajes de mi autoría. Como Régina Clámor y demás.

Ya saben lo de esperar hasta el miércoles. Personalmente no me opongo que se anticipen. Pero yo empezaré a subir los relatos ese día. Y está el tema de la extensión, son unas 350 palabras. Pero es flexible, si necesitan un poco más, para no desvirtuar el texto.
Pueden usar sus propias imágenes, si les parecen más acordes con sus historias.

Recordar dejarme el link especifico de la entrada.

http://eldemiurgodehurlingham.blogspot.com.ar/2014/07/este-jueves-un-relato-reinas-de-grito.html

 Y incluir el link de esta entrada en la entrada de su relato.


miércoles, 2 de julio de 2014

Este jueves, un relato: Un momento especial



Hoy, esta semana la convocatoria es un momento especial, para desgranar, para detenerse en un instante. ¿Qué momento elegir?
Podría referirme a la amistad virtual en la blogosfera. Pero eso fue en diversos momentos. O podría referirme a los momentos que pasé hoy, viendo Maléfica. En parte, indignándome ante la traición que sufre la protagonista. En parte, admirando la actuación de Angelina Jolie.

Pero me referiré a un momento especial hace años.
Hace algunos años, alguien tuvo una idea muy alocada. Y creativa, la idea de crear un canal local en Hurlingham. Y así fue, aunque parezca irreal, se llamó Canal 5, una mano amiga en Hurlingham. Nombre que también tenía el primer programa que tuvo el canal. Además,  un canal abierto.
Debo decir que tenía un aspecto, que no me gustaba y era el de la propaganda religiosa. Por suerte, tenía cierta pluralidad. Hicieron un móvil, toda una hazaña, en un encuentro sobre tribus urbanas. Un poco arruinado por esa propaganda.
Luego se estancó y un día dejó de transmitir.
Pero recibían mensajes y no sólo de los que pensaban igual. Pasaban videoclips de gustos variados. Y creo que ya están intuyendo lo que sigue. Como Dividos, Aerosmith, Carajo.
Tuvieron un espectador, que había desarrollado una obsesión por cierto grupo, que en ese momento era trío femenino. Ese espectador, a quien siempre mencionaron con amabilidad, se deslumbró cuando pasaron el tema Hoy de No lo soporto. Videoclip que emitido más de una vez. Sí, yo fui espectador. Y ese fue uno de mis momentos especiales, que se repitió más de una vez. También cuando emitieron el video Nunca iré.
Esa música me ha ayudado a levantarme el ánimo, en los momentos que lo necesité. 
Algo que ha pasado algunos días de este año. Pero es algo que no contaré. El tema es ese momento especial en que me dedicaron ese video…

viernes, 27 de junio de 2014

Reto películas de terror 6: Boogeyman/ She creature


Este es un nuevo aporte al reto propuesto por Judith, seguidora de este blog, en Zona Excéntrica,  uno de sus blogs.

Mara Laira: Momento, Demiurgo. Cami Love comentó que le encanta el terror, pero no las películas de vampiros, hombres lobos y esas cosas. Reclama un poco de imaginación.

Entonces vamos con una película que no tiene nada de eso.

Boogeyman (2005)

Dirección: Stephen T. Kay


La infancia de Tim está llena de pesadillas. Los objetos que están alrededor sugieren la presencia de un ser llamado Boogeyman. Una sombra que camina hacia, al prender la luz, se convierte en un abrigo caído… lejos de donde estaba al apagarla.
Su padre, responsable de tus temores, intenta demostrarle que no hay nada. Entonces algo surge del armario y lo ataca.

Años, después, Tim (Barry Watson) parece haber superado sus temores. Tiene una atractiva novia rubia llamada Jessica (Tory Musset). Pero un llamado repentino le anuncia la muerte de su madre (Lucy Lawless). Repentinamente abandona a su novia para volver a su casa de la infancia. Esa casa que le trae malos recuerdos, como su padre encerrándolo en un armario, para demostrarle la  inexistencia de Boogeyman. O los reproches de su madre a su padre.

Su novia Jessica llega en un momento, en que Tim no soporta lo que está empezando a su alrededor. Pero en un motel, Jessica es atrapada por Boogeyman y arrastrada hasta un armario. Persiguiéndolo, Tim se encuentra de nuevo en su casa, encontrándose con Kate Houghton (Emily Deschanel), una amiga de la infancia, que le llevaba comida. Ella no le cree su historia y prefiere mantenerse lejos.
Tim se encuentra con una víctima infantil de Boogeyman, en un estado fantasmal. Y encuentra una forma de enfrentar al monstruo de la historia. Lo cual debe hacer para salvar a Kate.

Historia recomendable, el monstruo es original. Como la forma de enfrentarlo. No lo es para quienes no les gusta la película de terror donde aparecen niños.

Mara Laira: Tampoco es recomendable para mí. La forma en que el protagonista enfrenta al monstruo...me inquieta. Estoy a punto de reaccionar como una reina del grito.

Calma, Mara Laira. Cambiemos de tema y pasemos a la siguiente película.

She creature (2001)

Dirección, guión: Sebastián Gutiérrez


En 1905, en Irlanda, una feria presenta un zombie, que sale de control, siendo calmado por el canto de Lily, una sirena. Algo montado para engañar al público. La sirena es falsa, no canta y es Lillian (Carla Gugino), la pareja de Angus Shaw (Rufus Sewell).

Un espectador descubre el engaño. Para compensar el desengaño, lo llevan a su casa. Resulta ser un capitán de barco, erudito en leyendas sobre sirenas.
Habla sobre las sirenas de los mitos griegos (sirens en inglés), que posiblemente se hayan convertido en las sirenas, mitad mujer y mitad pez  (mermaids en inglés). Conservando  las mismas costumbres de las míticas. Y hay una reina, que es la más poderosa. Ante el escepticismo, les presenta a una autentica mermaid (Rya Khlistedt), prisionera.
Ante la negativa, Angus se apropia de la criatura, con la complicidad del falso zombie. Lo cual le cuesta la vida al capitán.

Lo siguiente es embarcar para una gira en EE.UU, llevando en secreto a la sirena. Secreto que es descubierto. Angus tiene que negociar con el capitán, para que no la arroje al mar.
Lilian descubre que hay algo especial en la sirena. No maldad, es su naturaleza lo que la hace peligrosa. Para todos, menos para ella, con la cual tiene una extraña conexión mental.
En algún momento, la sirena toma forma humana. Será asediada por la tripulación. Pero a pesar de las apariencias, no es una damisela en peligro. Demostrará ser peligrosa. Y letal.

Mara Laira: No cuentes el final. Conociéndote como te conozco, sé que te impresionó Carla Gugino.

Es cierto. Mientras que el papel de la criatura casi no exige actuación, es Carla Gugino quien se destaca. Interpreta a una mujer con un pasado oculto. Y con cambios de personalidad. Bella y talentosa, creo que merece ser calificada como musa.

El final promete una secuela, que no se ha filmado.

Mara Laira: Y acá termina esta reseña para no contar el final, que no es obvio pero esperable. Creo que podríamos recomendarla. Nos despedimos hasta…


Un momento. Queda algo más. Quiero aprovechar para presentar una firma que Marifer Pizzani diseñó para mí y para Mara.






Mara Laira: Muchas gracias, Marifer.
Y a ustedes, lectores, por su interés.

miércoles, 25 de junio de 2014

Este jueves, un relato: Escenas de playa…con Mara Laira

Hola, soy Mara Laira. Ustedes me conocerán por todos los relatos que se han escrito sobre mí. Y también por los que escribo, cuando El Demiurgo me cede el lugar.


Hace algunos años, por los auspicios de Es cierto aunque parezca irreal, tuve la oportunidad de tomarme vacaciones en la playa. Por esas cuestiones de bajo presupuesto, fue el balneario Mar de la Serenidad.

Tuve el infortunio de conocer un balneario tan desagradable como uno de moda hace años, con nombre shakesperiano, Cabo Ofelia, Laertes o vaya saber cual. Yo diría que era el segundo lugar más aburrido para las vacaciones, por esa pretensión de no contar con electricidad o alumbrado público. No muy propicio para salidas nocturnas.

De día, mientras recordaba a ya saben quien, trataba de pasarlo bien en la playa. Un recurso fue construir castillos de arena. Luego fui intentando algo más ambicioso, alguna escultura de arena, que mi amiga, la escultora Atalanta, habría reprobado.

Me encontré con una modelo que había llegado ahí, para hacer un producción fotográfica, en lugar discreto. Pertenecía a ADM, una agencia integrada por dobles de famosas. 
 Vino hablarme porque me confundió con una modelo, cuyo nombre no recuerdo. No sería la primera vez ni la última. 
Estaba considerando quedarse un fin de semana, con la perspectiva de ver el cielo nocturno pleno de estrellas.Le aconsejé que no se quedara.

Aceptó mi consejo y me ofreció a llevarme en su combi. Le agradecí y así terminaron mis vacaciones en Mar de la Serenidad.

Me prometí nunca ir de vacaciones a lugares tan desolados, aunque estén de moda y tengan nombres shakesperianos como Cabo Horacio, Gertrudis o Claudio.




Lugares más interesantes de veraneo en las playas de San.