Etiquetas

sábado, 25 de junio de 2016

Historieta policial

Tal vez recuerden que estoy haciendo un taller de historieta, que estoy en el segundo año. Y si no recuerdan, se los cuento.

La exigencia es mayor pero se aprende. Hemos vistos perspectiva, puntos de fuga, entintado, alguna noción sobre guión.
También hemos tenido algunos ejercicios, como Oubapo-Oulipo, talleres de literatura potencial.
Que se trata de escribir a partir de restricciones. En nuestro caso, crear una historieta a partir de restricciones.
El ejercicio narrativo se trató de hacer una historieta con estas restricciones.
- Grilla de 9 viñetas.
- Planos aspectos. (Planos muy cercanos)
- Sólo diálogos, incluyendo pensamientos del personaje.

- Policial, asesinato.


Y resolver en dos páginas.

Esperé saber más de entintado, para terminar la historieta y scannearla. Ahora se las presento. Espero que les guste.
(Para ver mejor hagan click con el botón derecho del mouse, para elegir Abrir en una pestaña nueva o Abrir en una ventana nueva)

Página 1



Página 2


¿Qué les parece?

viernes, 24 de junio de 2016

Este jueves, un relato: Miedos infantiles

Esta semana la anfitriona es Charo, quien nos propone contar relatos de miedo, desde un punto de vista infantil. Intentaré algo.



Una frase lo hizo remontar a sus temores infantiles.
Y sus pesadillas. Como aquella en que había alguien en la oscuridad, acechando. Él nunca quiso averiguar qué pasaría si intentaba saltar de la cama, para huir. Permanecía inmóvil, esperando un despertar.
Despertaba para encontrarse en una nueva pesadilla,  en que notaba cambios en sus cuerpo, sus manos convirtiéndose en garras, unos cuernos surgir de su cabeza. 
Despertaba respirando agitadamente.

Años después, se había convertido en extra de películas de terror.
Estaba disfrutando esta escena en que perseguía a Regina Clámor.  Ella tropezaba, quedando indefensa. Y en una posición sensual.

- Corten- dijo la voz del director- Espero algo mejor.
- Ella lo hizo muy bien.
- Es la mejor. Pero vos fallaste, tenés que  matarla de terror. Podes jugar a ser un monstruo.

Hubo una pausa, que se prolongó por problemas técnicos. La filmación continuaría el día siguiente.

Descubrió que estaba demorando el dormir, por culpa de esa frase que le había recordado sus pesadillas infantiles.
Absurdo.  ¿Por qué no soñar con Regina Clámor? 

Fue frustrante surgir al sueño y ver a una versión infantil de sí mismo. Era fastidiosamente ridícula, su expresión de terror. Y era irritante perder su tiempo onírico consigo mismo. Sobre todo con esa versión que odiaba.
- No hay razón para temer- le dijo al otro- Podes jugar a ser un monstruo.
Se encontró en su lugar, con el pulso acelerado, transpirando a más no poder. La transformación estaba empezando.
- Veamos qué pasa.
Fue sintiéndose más seguro de sí mismo, más eufórico, a medida de que el cambio se producía. Un espejo lo reflejó. Sonrió en forma siniestra.

Al día siguiente…
Regina Clámor cayó, tan indefensa y sensual. Él la miró, preguntándose qué acto oscuro hacer con ella.
- Corten- dijo el director-
Regina, suspiró aliviada.
-  Me gustó esa cara de asesino loco . ¿Cómo haces para que tus ojos brillen?
Él miró a un espejo de la escenografía. Sus ojos brillaban, con un rojizo sangriento.
Sonrió. Ahora sería él quien  provocara miedo.
Regina lo miró con auténtico terror.




¿Quieres que te cuente? más Miedos infantiles. Están en ¿Quieres que te cuente?

viernes, 17 de junio de 2016

Este jueves, un relato: Haz tu campaña

Esta semana el desafío es hacer la propia campaña, presentar ideas propias, para hacerse escuchar. Se han presentado interesantes campañas, a las que podría sumarme. Ahora intentaré algo.

Campaña por la música que no escuchan todos

La música que escuchan todos, la música que escuchan todos, yo no la escucho ni está sonando. Podrían refutarme, que escucho música de éxito masivo. Es cierto, pero son grupos legendarios.

También hay otros grupos que no me gustan, pero acepto que hay una cuestión de opinión.
Y me refiero a esos productos comerciales, que a veces tienen lo que merecen, el olvido. Por más que los difundan una y otra veces, no van a convencerme.
Y creo que no será tenido en cuenta mi opinión, sobre la música que debiera tener más difusión. Incluso creo que no es lo que buscan, sino hacer algo distinto, mantenerse independientes.  Pero insisto en que la merecen. Y reclamo mi derecho a manifestar mi admiración, comprando CD sin tener que hacer una expedición.
Reclamo que estén disponibles en las cadenas que están en los shopping center, donde también hay cadenas de cine, de comida.
Es frustrante buscar en el orden alfabético de rock en castellano y notar que parecen omitir esa letra. Reclamo encontrar Práctica y teoría, lo nuevo de No lo soporto.

Sí, ya he mencionado este grupo que fue un trío femenino, en la actualidad un quinteto mixto, en que hay tres mujeres. Y quiero que estén los discos anteriores, No lo soporto, Avión, Universo, como el disco de rarezas, versiones alternativas. Este es mi deseo.
¿No es cierto eso de que hay que comprar discos legales? Es lo que quiero hacer, pagar la música que me gusta. No lo soporto está entre la música que me gusta, que me inspira para escribir.
Y ya que está, reclamo que los medios masivos, ¡Pasen a No lo soporto! Y ya que está que se mencione el reciente cumpleaños de Lucía Borenztein, subaterista y cantante.




miércoles, 8 de junio de 2016

Este jueves, un relato: Génesis de un personaje



Está vez es Neogéminis que conduce un jueves de relatos. Como ella fue la anfitriona del primer jueves al que me sumé, trato de estar presente. Espero haber entendido bien la consigna. Esto podría ser un …

Boceto de relato con villana científica

Supongamos que tenemos ante nuestra vista una revista de difusión científica, que se ha leído más de una vez. Esta revista está en un lugar especial por su tapa.
Tiene a una científica muy seria, muy concentrada en su trabajo. Es morocha, con una nariz tal vez algo marcada, como un rasgo exótico más que un defecto. El pelo es negro y su piel es sutilmente oscura, no demasiada pero tampoco pálida.

Da para imaginarla como personaje de  ciencia ficción o de espionaje. Ella es malvada, pero más obsesionada por investigar que por conquistar el mundo. Y con problemas de presupuesto. Esto podría llevarla a darle menos importancia a lo ético de sus investigaciones.
Pagó sus estudios trabajando de modelo, de antejos como los que ella usa para leer,  personificando  una científica en la tapa de revista de de difusión. O incluso modelo de lencería. ¿Por qué no? Hay una astrónoma que baila danzas exóticas como pasatiempo.

Claro que podría tener enemigos, competencia desleal, espionaje. O algo oculto.
El hecho es que alguien quiere eliminarla. Y acá entra un personaje rustico, un letal asesino.
Asesino que planea algo violento, que incluya rasgar las ropas de  su víctima. Algo que  incluso podría ser incentivado por su contratante.
El atacante acecha a su víctima, en una noche de luna llena, la arrincona contra una pared, apuntándole con su arma. La escena siguiente es lo que el asesino imaginaba.

Con la diferencia de que ella no se resiste y pasa a tomar el control de la situación. No se trata de una damisela en peligro, no es una reina del grito. Sino una mujer fatal, cuya capacidad de manipular le permitió seguir viva.
Tal vez uso se trata de uso de feromonas o una habilidad extrema en usar sus encantos de mujer.

El hecho es que ahora cuenta con un guardaespaldas irreversiblemente atraído que ella. Que la defenderá de sus enemigos.
Quedaría imaginar un nombre para ella. Y quien la enfrente, para detener sus planes, sintiendo una atracción por ella.

Más personajes en lo de Neogéminis


Si alguien quiere desarrollar este relato, adelante.

domingo, 5 de junio de 2016

La exposición de Frodo

En mi participación en la blogosfera, he tenido seguidores que se han ido sumando. Algunos han abandonado sus actividades, cerrando o dejando sus espacios virtuales sin actualizar.
Otros siguen desde hace varios años, interesándose por lo que hago.

Uno de ellos es Frodo, a quien hice una nota, por su talento como pintor. Que tal vez les interese leer. Es alguien que merece ser conocido.
Suele participar de una exposición, que suele hacerse en el mismo lugar. Mercedes 4146, Villa Devoto, Ciudad de Buenos Aires. Está exposición se hará entre el día 17 y 26 de junio. 




(Por un feriado inesperado, la inauguración se ha pasado al sábado 18 de junio, a las 18 Hs.

No estaría mal que vayan quienes puedan ir.

Le dejo algunas para que las vean.






¿Qué tal?


Les recomiendo visitar el blog de Frodo.

jueves, 2 de junio de 2016

Este jueves, un relato: Escoge un tema y cuenta

Esta semana hay 10 títulos para elegir

1 Historia del viaje que emprendieron las estrellas de mar
2 Bitácoras de un naufrago
3 El número 10
4 Acontecimientos que cambiarían el futuro
5 Fusión de biología y de técnica robótica
6 La torre de la malquerida
7 El conflicto entre el origen y el destino
8 Perro viejo
9 Se alimentaba de personas y de instrumentos de vientos
10 La ciudad de cristal y las gafas de sol
11 Renata la besadora
12 Bang
13 Prohibido tocar
14 Y esperando que una princesa lo besara

Yo elijo el 5, con algo de 12 y 10

Incidente en el ciberespacio

Mi misión era rescatar a Aaronia Hal. Siguiendo pistas y sacando información a sospechosos, llegué a esa mansión. Fui drástico con quienes quisieron detenerme.
Llegué a esa habitación. Aaronia Hal, una mujer atractiva, tenía la ropa desgarrada. Estaba atada. Y a punto de ser sacrificada, por un sujeto con delirios místicos. Disparé mi arma. Bang.
La mujer no era real ni el sujeto. Y en cierta forma, tampoco yo.


Tiempo atrás, habría parecido una historia futurista.
Había llegado al cinturón de asteroides, donde algunos laboratorios de  experimentación avanzada se habían establecido, para escapar de las leyes terrestres. Por ser anacrónica mi vocación, fui asignado a la seguridad de unos laboratorios. Parecía un trabajo de rutina. Pero hubo una fuga.

Estuve confinado durante 10 días. Los  tratamientos a la plaga biotecno fracasaron. Me quedaba poco tiempo.
Fui visitado por Gaia Gaiger, quien me habló a través de un vidrio de seguridad.
- … y su cuerpo será congelado hasta que podamos revertir su condición. Pero tenemos algo para ofrecerte. Podemos conectarlo al ciberespacio, en algún trabajo virtual.
- ¿Puedo ser detective?
- De hecho, tenemos una misión.

Y fue así estaba en una situación peligrosa, a pesar de ser virtual.
Disparé 10 veces pero el sujeto siguió caminando. Y atacó con su cuchillo. Gran error. Me había entrenado en la vida real. Utilicé su movimiento para derribarlo. Le retorcí el brazo. Y le clave su propio cuchillo. Se esfumó.
La escena cambió, convirtiéndose en un laboratorio.  Desaté a Aaronia. Su ropa se reconstruyó como un sugestivo guardapolvo de científica.
- Pareces real.
- No hay tiempo para eso.
Aaronia trabajó con probetas, tubos de ensayo.
Y la escena se desvaneció para mí.

Estaba en mi espacio, que representaba la oficina de un detective.
Sabía que las escenas y personas virtuales representan algo en ese mundo cibernético pero real. Pero no me dijeron cual era.
- Puedo aceptar eso- le dije a Gaia Gaiger, en la apariencia de una femme fatale del siglo 20- Pero quiero algo extra.
- ¿Algo en mente?
- Quiero una secretaria.

Un Lugar de encuentro para más relatos


viernes, 27 de mayo de 2016

Este jueves, un relato: Una noche en el museo



El Historietista terminó de examinar el trabajo de sus ayudantes, Alejandro y Roxana Frigia. Una pareja creativa y también una pareja.
-Muy bien.  Tengo una sorpresa para ustedes.
- ¿De qué se trata?- preguntaron simultáneamente.
- Necesito que me acompañen a la noche de museos.

Luego de horas de visitar museos, El Historietista le dijo que la sorpresa estaba lista.

- La verán en  El Museo de la Historieta.
- ¿Hay un Museo de la Historieta?- Preguntó Alejandro.
- Todavía no está abierto para el público. Pero nos van a dejar pasar.

El Historietista los guió por las distintas galerías,  los dejó juntos, deslumbrados por tanto talento en historieta. Una hora después, pidió que lo acompañaran hasta la entrada de una sala.

- Tengo algo que contarles.
Tienen que pensar en la historieta años atrás, cuando yo era un aprendiz. Por entonces estaba una gran editorial, de ventas masivas.

Tenían sus propios camiones de distribución. Y disponían de papel propio, hasta eran dueños de los bosques para elaborar papel.

- ¿Es cierto que los dibujantes no firmaban?- preguntó Alejandro.
- Si alguno lo hacía, le borraban la firma en la edición. ¿Recuerdan lo que le dije de los originales?
- Conservar los originales, entregar las copias a las editoriales- contestaron Alejandro y Roxana.
- En ese entonces, las editoriales se quedaban con los originales. ¿Saben lo que pasó cuando la editorial quebró?
- Devolvieron los originales a los dibujantes- contestó Roxana.
- Algunos sí. Pero no pudieron contactar a todos. Algunos fueron entregados a gente que pasó por ahí. Yo mismo tengo algunos. El resto fue arrojado a la basura- dijo Alejandro-
- ¿En serio se perdieron?- Preguntó preocupada Roxana.
 - Alguien me llamó porque encontró los originales. Hicimos muchos viajes para rescatarlos. Algunos terminaron en la editorial para la que trabajamos. Otros están expuestos en esta sala.

La pareja creativa se deslumbró por los originales expuestos.
Había originales de El Historietista. Y lado de esos originales…
- Está vacío- dijo Roxana.
- Es porque está reservado para…
-… ustedes.
Más noches y museos en Sintiendo en la piel


Relato basado en algo que se contó en el taller de historieta  que estoy haciendo.
Y le agregué ciertos personajes de la saga de Duality, que ya volverá en algún momento.